% Visitas /20 Países

1. Colombia – 19.81%

2. México – 19.13%

3. Estados Unidos – 10.47%

4. Rep. Dominicana – 10.28%

5. Ecuador – 5.55%

6. Perú – 4.86%

7. Venezuela – 4.55%

8. Panamá – 3.99%

9. Argentina – 3.93%

10. España – 3.05%

11. Chile – 2.87%

12. Bolivia – 1.68%

13. Honduras  – 1.68%

14. El Salvador –1.25%

15. Guatemala –1.12%

16. Paraguay –1.06%

17. Puerto Rico –1.0 %

18. Costa Rica –.81%

19. Nicaragua –.56%

20. Cuba –.19%

 

Noticias y Comentarios

Libros Gratis

en PDF

 

Dolor y Sufrimiento

¿Que decimos cuando vemos noticias de bebes y niños en un país muriendo de hambre? ¿Que pensamos de los millones que murieron en las guerras mundiales? ¿Cómo nos sentimos cuando vemos a un lugar azotado por un tornado, un huracán o una inundación? ¿Qué tal lo que ocurrió en Japón?

 

Los japoneses no solo sufrieron un terremoto, pero un tsunami y varias explosiones radioactivas. No hay duda que en este mundo hay una abundancia de dolor y sufrimiento, es imposible negarlo.

 

Es por esta razón que muchos piensan que no puede existir un Dios, ya que si existiera, no hubiera tanto mal, dolor, sufrimiento, atrocidades, catástrofes, tragedias, calamidades, enfermedades y violencia.

 

En la biblia hay ejemplos de estas cosas, por ejemplo, hubo un hombre justo llamado Job que lo perdió todo, toda su familia, todas sus pertenencias, y su condición de salud lo obligo a caer de rodillas lleno de ampollas infectadas de pies a cabeza que solo secaban con las cenizas que se echaba encima para aliviar un poco. Job no solo expresa su dolor, sino que acusa a Dios de una manera que solo un ateo lo pudiera hacer. Job piensa que no merece tantas tragedias, y que Dios debe ser cruel, que lo ataca directamente y hace larga vista cuando los malhechores prosperan:

 

Job 12:6 RV2000  Las tiendas de los ladrones están en paz; y los que provocan a Dios, y los que traen dioses en sus manos viven seguros.

 

En su agonía, Job grita hacia el cielo:

Job 6:2-4 LBLA  ¡Oh, si pudiera pesarse mi sufrimiento, y ponerse en la balanza junto con mi calamidad!  (3)  Porque pesarían ahora más que la arena de los mares: por eso mis palabras han sido precipitadas.  (4)  Porque las flechas del Todopoderoso están clavadas en mí, cuyo veneno bebe mi espíritu, y contra mí se juntan los terrores de Dios.

 

Job 10:1-3 LBLA  Hastiado estoy de mi vida: daré rienda suelta a mi queja, hablaré en la amargura de mi alma.  (2)  Le diré a Dios: "No me condenes, hazme saber por qué contiendes conmigo.  (3)  "¿Es justo para ti oprimir, rechazar la obra de tus manos, y mirar con favor los designios de los malos?

 

La biblia habla de situaciones que caen sobre la humanidad:

Eclesiastés 9:12 LBLA  Porque el hombre tampoco conoce su tiempo: como peces atrapados en la red traicionera, y como aves apresadas en la trampa, así son atrapados los hijos de los hombres en el tiempo malo cuando éste cae de repente sobre ellos.

 

En algunas ocasiones, lo que pensamos por mal, Dios lo piensa por bien. Aunque no lo entendamos inmediatamente (Vea “Prueba de Fe”).

Como en el caso de Josué:

Gen 50:20  Vosotros pensasteis hacerme mal, pero Dios lo tornó en bien para que sucediera como vemos hoy, y se preservara la vida de mucha gente.

 

Igual que Job, no sabemos lo que sucede detrás de la escena, el libro de Job no dice que finalmente Job se enteró de lo que verdaderamente sucedió entre Dios y Satanás. Y para los que no conocen la historia, lo que le sucedió a Job parece como una competencia de apuestas entre Dios y Satanás. Pero al final Job termina bendecido con múltiples veces la cantidad de todo lo que perdió. La Biblia está llena de ejemplos de maldad, dolor y sufrimiento, y si alguien quisiera someter una queja a Dios, los formularios para cada situación imaginable ya están preparados con anticipación, y solo se tiene que firmar el nombre en la parte inferior del formulario.

 

Algunos personas que se encuentran en malas circunstancias prefieren terminar sus vidas, piensan que no vale la pena continuar el camino del destino que le ha tocado, y piensan que es mejor estar muerto que vivo. Algunos que acusan a Dios prefieren decir que ellos no pidieron venir a este mundo, y todo es por culpa de Dios. Estas personas no imaginan por un segundo que si no existieran en este mundo tan terrible, no tuvieran la oportunidad de obtener la dadiva de Dios de vida eterna, y al haber visto el lado oscuro de la vida, entenderán mejor que muchos lo que es la vida en la luz. Pero muchos, cuando se les ofrece por medio del evangelio, son los primeros que rechazan la oferta gratis de la vida eterna, aunque entre estos existen algunos que dicen que si valoran su propia existencia.

 

Para los ateos en el mundo con un punto de vista natural, la existencia aquí es un ciclo que termina con la inexistencia, pero desde el punto de vista sobrenatural, la misma existencia aquí es lo que permite una oportunidad para entrar a la vida eterna en un dominio totalmente diferente. Si Dios no nos hubiera creado en este mundo imperfecto, nunca tuviéramos la oportunidad de aceptar la vida eterna en un mundo perfecto que Él tiene preparado, donde no existe nada negativo o maligno.

 

El ser humano le encanta la idea de vivir para siempre, y se ha inventado una variedad de maneras para intentarlo. Pero, hay muchas momias egipcias sin vida en continua descomposición que demuestra que no han sido exitosos. La ciencia moderna ha tratado de congelar los cuerpos de los ricos por medio de la Criogénica, pero siguen guardados en sus tumbas de nitrógeno líquido. Estas personas tenían esperanza mientras estaban vivos, y una vez muertos, esa esperanza y deseo acompaña a su alma.

 

En la historia de la humanidad el ser humano ha hecho todo lo posible por luchar por su libertad, la libertad es algo de gran valor para el ser humano. Pero al ser desconectado de Dios por la caída de Adán, pierde el sentido común que lo permitiera percibir lo que verdaderamente es la misma libertad por cual daría su vida, la que lo permite amar y odiar, y de hacer el bien o hacer el mal.

 

Si Dios hubiera creado millones de robots para pasar el tiempo, no les hubiera insertado su diseño de programación al crearlos a Su imagen y semejanza. Con el tiempo, hasta los robots demandaran la libertad de hacer sus propias decisiones, y poder elegir lo que ellos quisieran elegir. Algunos no pueden entender que el amor no puede ser forzado, y la rebelión tiene que venir de una libre decisión, independiente de una obligación por Dios, porque si no lo fuera, ambas, el amor y la rebelión serían falsos.

 

Es por esto que no creo en el calvinismo, mis colegas y hermanos apologistas saben bien que como apologista, soy muy alérgico a las “inconsistencias” y a las “contradicciones”. Y a varios colegas calvinistas le he demostrado que según su doctrinas no pudieran defender el argumento axiológico (Axio(mo)lógico), o explicar porque existen “Valores y Deberes Morales” objetivos, universales, y exclusivos si existen personas “reprobadas” que no fueron elegidos por Dios para ser salvas.

 

Si sus doctrinas fueran verdad, no tendría alguna importancia cumplir la ley que Dios ha puesto en el corazón de toda persona para que su consciencia lo acuse o lo excuse, como un árbitro señala las faltas y recompensas (Rom 2:15). Además, si una persona no fue elegida por Dios para ser salva, y la única opción es de perecer para siempre, y el hacer todo el mal posible mientras vive no remueve la “excusa” de la revelación natural de Dios (Rom 1:20), y el hacer el bien no le vale de nada cuando sea juzgado por sus obras (Apo 20:12-13).

 

Sin Dios, no existe un significado del bien o el mal. ¿Cómo se define, clasifica, categoriza lo que es mal, para distinguirlo del bien? Tan pronto le echan la culpa a Dios por el mal que existe en este mundo, se auto-refutan al tratar de insinuar que ellos son los que saben la diferencia entre el bien y el mal por su propio estándar de medida. Cuando se remueve a Dios de la escena, la pérdida es total, y solo queda el cascaron de un ser totalmente vacío. Solo Dios provee la repuesta del dolor, del sufrimiento y de la maldad, y nos visitó aquí en esta tierra para experimentar estas cosas y así compartir cada una de estas con nosotros.

 

Dios es la única posible repuesta, y lo ha revelado en Sus escrituras, la victoria se encuentra en el futuro, pero solo es segura para los que confían en Él, no habrán más lágrimas, no habrá más hambre, no habrá más muerte, dolor y sufrimiento en el más allá, Dios es el auténtico autor de esperanza. Él sabe el fin desde el principio, el diseño todo en este mundo como un precursor para el mas allá, Él sabe lo que hace, Él garantiza Sus promesas y nunca abandona al fiel que depende de Él para que lo socorre en los tiempos de angustia.

 

A lo que le refiero “libertad de decisión”, es la capacidad del libre albedrio con cual Dios nos diseñó. Dios no creo robots, Él le dio la libertad de decisión a Satanás, y este decidió en crear una rebelión en contra de Dios. Él les dio el libre albedrio para la libertad de decisión a Adán y Eva y decidieron violar Su ley y pecar en contra de Él. Esta libertad es la misma que Dios le da a todo ser humano, la misma por cual lucha y está dispuesto a morir mientras aún vive aquí, pero al no entender la libertad espiritual, la libertad en el más allá es de poco interés.

 

La existencia del mal en este mundo es usada hoy para insinuar que Dios no existe. La idea es presuponer que si existen cosas malas, Dios no puede existir, ya que se supone que el Dios de la Biblia es un Dios de amor y un Dios benevolente, que no permitiría estas cosas. Y si fuera verdad que es todopoderoso, pudiera eliminar todo el mal. El ser humano pretende dictarle a Dios como deben ser las cosas en este mundo, aunque no tenga una fundación para establecer la balanza de justicia entre el bien y el mal. Pretende insinuar que todo en el mundo es subjetivo y relativo, y a la vez contradecirse al opinar que hay muchas cosas malas en este mundo.

 

Estas personas dicen que si Dios existiera, entonces sería un tirano y no quiere eliminar el mal, o quizás es que Dios no puede eliminar el mal, y por lo tanto no puede ser un Dios bueno, de amor y todopoderoso. O es que Dios no existe, y es solo coincidencia que cosas malas existen en este mundo. La idea es proponer que la existencia de Dios y la existencia de cosas negativas son incompatibles, y que la existencia de Dios depende en la no existencia de todo lo que sea maligno. Pero, aunque hubiera una pequeña posibilidad de que Dios exista, entonces la culpa la tiene Dios por no haber creado un mundo perfecto, donde solo existiera el bien y no existiera el dolor y el sufrimiento.

 

Pero existen en estos argumentos algunas inconsistencias que quisiera exponer y compartir con ustedes. Ya que es obvio que existe dolor, sufrimiento, mal e injusticia en este mundo. Debemos formular las debidas preguntas: ¿De dónde sale la idea de lo que es y no es bueno y justo? ¿Cómo sabemos que una línea es curveada, sin tener idea de lo que es una línea recta? Determinamos que un acto como el Holocausto de los judíos fue inhumano y que toda sociedad debe notar que fue un acto maligno, pero no lo podemos hacer sin un estándar por cual medir lo que es y lo que no es maligno.

 

En ambos argumentos previamente mencionadas, se propone que no se puede detectar el mal o lo injusto sin saber lo que es el bien y lo justo, y viceversa. Esto no se puede saber a menos que exista un estándar “in-cambiable” más allá, independiente y aparte del ser humano. No importaría la opinión de los alemanes Nazis que ejecutaron a millones de personas, aunque ellos pensaran en el momento que lo que hicieron era correcto, y aunque hubieran ganado la guerra y convencieran al mundo con la misma manipulación mental que usaron para convencer a la ciudadanía alemana, aun seguiría siendo moralmente mal.

 

Pero con percibir que existe el mal, deben notar que debe existir lo contrario y se debe detectar que falta algo, ya que el mal es un parasito del bien y no es original. En otras palabras, el mal no es primero. La Biblia dice en Génesis 1:31 que todo lo que Dios creo “era bueno en gran manera”. El mal salió del bien, el mal es la falta del bien, es cuando el bien es distorsionado. El mal no es original porque el bien no viene del mal, sino que el mal sale de algo que originalmente era bueno. Así que estas personas deben notar que al otro lado de la moneda del mal, existe el bien.

 

¿Si Dios originalmente creo el bien, de donde entonces surgió el mal? De la libertad que Dios nos dio, la misma por cual luchamos y estamos dispuestos a morir. Esta libertad nos permite elegir el bien o el mal. La existencia del mal, del dolor y el sufrimiento que existe en un mundo caído, es irrelevante a la existencia de Dios si se entendiera que Dios no solo puede usar el mal para producir el bien, pero que al final le pondrá fin a todo el mal.

 

Génesis 50:17-20 RV95  "Así diréis a José: Te ruego que perdones ahora la maldad de tus hermanos y su pecado,  porque te trataron mal  ";  por eso,  ahora te rogamos que perdones la maldad de los siervos del Dios de tu padre".  Y José lloró mientras hablaban.  (18)  Llegaron también sus hermanos,  se postraron delante de él y dijeron:  

--Aquí nos tienes.  Somos tus esclavos. (19)  Pero José les respondió:  

--No temáis,  pues  ¿acaso estoy yo en lugar de Dios?  (20)  Vosotros pensasteis hacerme mal,  pero Dios lo encaminó a bien,  para hacer lo que vemos hoy,  para mantener con vida a mucha gente.

 

Apocalipsis 21:4-8 RV95  Enjugará Dios toda lágrima de los ojos de ellos; y ya no habrá más muerte, ni habrá más llanto ni clamor ni dolor, porque las primeras cosas ya pasaron".  (5)  El que estaba sentado en el trono dijo: "Yo hago nuevas todas las cosas".  Me dijo: "Escribe,  porque estas palabras son fieles y verdaderas". (6)  Y me dijo:  "Hecho está.  Yo soy el Alfa y la Omega,  el principio y el fin. Al que tiene sed,  le daré gratuitamente de la fuente del agua de vida. (7)  El vencedor, heredará todas las cosas,  y yo seré su Dios y él será mi hijo. (8)  Pero los cobardes e incrédulos,  los abominables y homicidas,  los fornicarios y hechiceros,  los idólatras y todos los mentirosos tendrán su parte en el lago que arde con fuego y azufre,  que es la muerte segunda".

 

Las inconsistencias de sus argumentos solo fortalecen al argumento a favor de la existencia de Dios. Vamos a poner las premisas del argumento ateo en orden y en forma de silogismo para organizar la información y así examinar el argumento punto por punto, o premisa por premisa. En este silogismo la conclusión es el resultado de las opiniones personales de cómo deben ser las cosas.

 

1. Los que creen en la Biblia dicen que su Dios es amor y es todopoderoso.

2. Si fuera un Dios de amor, no permitiría el mal, el dolor y el sufrimiento.

3. Si fuera todopoderoso, pudiera eliminar todo el mal que existe en el mundo.

4. Pero aún existe el mal, el dolor y el sufrimiento.

5. Por lo tanto, Dios no existe. (Conclusión).

 

Lo único cierto de este argumento son las premisas 1 y 4, las premisas 2 y 3 y la conclusión 5 son falsas. Vamos a formular el argumento de otra manera para que puedan notar la diferencia cuando se usa la información bíblica como fuente de evidencia y no usar presuposiciones generadas por la mente humana:

 

1. El Dios de la Biblia es amor y todopoderoso.

2. Dios es amor, y quiere ponerle fin al mal, al dolor y al sufrimiento.

3. Dios es todopoderoso, es capaz de ponerle fin al mal, al dolor y al sufrimiento.

4. Pero aún existe el mal, el dolor y el sufrimiento.

5. La Biblia dice que Dios tiene un propósito temporal para el mal, el dolor y el sufrimiento y eventualmente los eliminara. (Conclusión).

 

Una persona que no entiende la degeneración de toda la creación por causa de la violación de un pacto por el representante de toda la humanidad (Adán), no podrá entender el plan de salvación de Dios, y no podrá entender la causa de la caída de la humanidad. Tampoco puede leerle la mente a Dios y mucho menos dictarle a Dios al proponer que sabe que Dios “debe y quiere” eliminar el mal y todo sufrimiento cuando ellos quieran y digan. Todo esto  viene del mal original de la caída de Adán, quien representaba a la humanidad. Por falta de esta información, llegan a conclusiones con evidencia parcial y no con toda la evidencia disponible en la Biblia.

 

En el primer argumento ejemplar, el mal no es definido desde un punto de vista bíblico, sino desde un punto de vista personal. El dolor, el sufrimiento y la destrucción son los resultados del mal. El ser humano tiene una tendencia natural de hacer el mal, pero la mayoría de personas no hacen el mal simplemente para hacer algo malo, sino que hacen el mal porque hay cierta ganancia o placer para satisfacer y gratificar alguna necesidad egocéntrica.

 

Las cosas que se obtienen al hacer el mal no necesariamente son lo que son malas, sino que la forma como se obtiene y en las cantidades a cual se codician son malas. Imagínese todo el bien que se pudiera hacer con mile$ de millone$ de dólares. Si una persona que solo quisiera hacer el bien hacia todo prójimo necesitado en este mundo, y todos los de gran poder y fama en el mundo lo apoyaran, entonces en este caso, la fama, el poder y la fortuna no serían en si malas. Pero si esa persona idolatra a su fortuna hasta el punto de amarla, entonces su fortuna se convierte en la raíz del mal (1Ti 6:10).

 

El ser humano hace el mal para obtener materiales, posiciones, reconocimiento, venganza, conceptos o ideologías que en si pueden ser buenas. Hay muchos ejemplos en la historia del bien que fue hecho con dinero, fama y poder. Así que estas cosas que la humanidad desea en si no son automáticamente malas, aunque existen en un mundo caído, estas son neutrales, hasta que caen en las manos de una persona que las desea, las obtiene y las usa malignamente para algún tipo de ganancia o placer personal.

 

Si no hubiera algún tipo de ganancia o placer, no valdría la pena hacer el mal solo porque el mal es maligno. No tiene sentido decir que “voy hacer el mal porque el mal es malo”. Tiene que haber una ganancia que me motive. Igualmente, si no existiera competencia, no hubiera necesidad para ser arrogante y orgulloso, ya que la raíz de estas se encuentra en competir para tratar de ser el más bonito, elegante, inteligente, astuto, rico, veloz, fuerte, prestigioso, popular, sobresaliente, sobre potente, etc.  

Desde el punto de vista natural, hasta los científicos le ponen un fin a este universo, a la larga, todo llega a su final y la segunda ley de termodinámica, la ley de entropía, ley de decadencia y degeneración, que es aceptada por todo científico, concuerda con lo que dice Dios en Gen 3:17:

 

Génesis 3:17  Entonces dijo a Adán: Por cuanto has escuchado la voz de tu mujer y has comido del árbol del cual te ordené, diciendo: "No comerás de él", maldita será la tierra por tu causa;

 

Esto no solamente introduce la muerte física, pero también una maldición sobre la tierra y comienza la degeneración de todas las cosas que introducen dolor y sufrimientos naturales en este mundo.

 

Romanos 8:21-22 RV95  Por tanto,  también la creación misma será libertada de la esclavitud de corrupción a la libertad gloriosa de los hijos de Dios.  (22)  Sabemos que toda la creación gime a una,  y a una está con dolores de parto hasta ahora.

 

Volver Arriba...

 

Artículos