% Visitas /20 Países

1. Colombia – 19.81%

2. México – 19.13%

3. Estados Unidos – 10.47%

4. Rep. Dominicana – 10.28%

5. Ecuador – 5.55%

6. Perú – 4.86%

7. Venezuela – 4.55%

8. Panamá – 3.99%

9. Argentina – 3.93%

10. España – 3.05%

11. Chile – 2.87%

12. Bolivia – 1.68%

13. Honduras  – 1.68%

14. El Salvador –1.25%

15. Guatemala –1.12%

16. Paraguay –1.06%

17. Puerto Rico –1.0 %

18. Costa Rica –.81%

19. Nicaragua –.56%

20. Cuba –.19%

 

Noticias y Comentarios

Libros Gratis

en PDF

 

Predicadores de la Ley

Cuando los Pastores, los Maestros de estudios bíblicos y los cristianos estudiantes serios de la teología se encuentran con un concepto difícil de traducir o de poner en perspectiva con algún contexto bíblico, hacen un buen uso de los comentarios bíblicos escritos por los más grandes teólogos del ayer.

 

Es normal que lleguen a sus conclusiones por medio de las mejores opiniones de estos hombres de gran sabiduría. Por ejemplo, yo descubrí que la mayoría de teólogos prominentes del ayer fueron también apologistas con diferentes estilos de defensa, y que cada uno fue efectivo con su estilo personal en el área de la defensa en cual dedicó su vida entera.

 

Mi exposición de los siguientes grandes del pasado no es para comparar cual denominación o cual rama teológica es la más correcta, estos hombres fueron de diferentes escuelas de pensamiento, de diferentes tiempos, de diferentes denominaciones, de diferentes llamados y de diferentes caminos en la cristianidad. El único objetivo de esta exposición es de demostrar que “todos” los que se encuentran en esta lista estaban en acuerdo con la teología “Paulina” de usar la ley de los 10 mandamientos en el evangelismo.

 

Varios años atrás, algunos de los correos electrónicos (e-mail) me indicaron que hubo cierta confusión y mal entendimiento con la manera que presente mi argumento sobre el uso de la ley en “Evangelismo Moderno”. Creo que traducir del idioma Inglés al Español siempre será problemático y difícil para mí. Muchos pensaron que el uso de los 10 Mandamientos para el conocimiento del pecado (Gal 3:19,Rom 3:19,20, 4:15,5:13,7:1,7:7) fue mi propio invento, pero aquí le proveo la evidencia que sostiene mi argumento y una simple explicación de porqué usarlo en el evangelismo para que un pecador no tenga excusa o dudas sobre su propia naturaleza pecaminosa.

 

Decidí revisar este argumento y tratare de clarificar de la manera más básica posible los diferentes significados que existen para la palabra “ley”, y así evitar alguna confusión en el futuro. La palabra “ley” conlleva a la imaginación conceptos de inmediato de legalismo para el cristiano, que yo quisiera eliminar y dejar muy claro al explicar de forma básica la variedad de significados asignados a esta palabra. Primero lo explicare desde el punto de vista “Judío”, y luego desde el punto de vista “Cristiano”.

 

Este argumento provee como evidencia una lista de hombres cristianos prominentes del pasado, esta es mi mejor evidencia del uso de los 10 mandamientos en el evangelismo del pasado, y que la sustitución por el evangelismo moderno no solo es un error, pero también peligroso al remover el conocimiento del pecado. Esto cristianos en esta lista demostraron una gran variedad de dones y capacidades. Algunos de estos fueron pastores, evangelistas, comentaristas, escritores, teólogos, predicadores, y traductores de la Biblia, pero todos entendían muy bien las instrucciones de Pablo que han quedado en el olvido en estos tiempos del evangelismo moderno.

 

Cualquiera puede hacer su propia investigación para confirmar que no necesito exagerar lo que dicen estos hombres. Los que me conocen y han leído mis argumentos saben que ese nunca ha sido mi estilo, y que nunca entro a una corte de argumentación con las manos vacías, siempre llevo mi maleta de evidencia. El punto crucial de mi argumento es muy simple:

“Si estos hombres están en error por abogar el uso de los 10 mandamientos en el evangelismo cristiano, entonces los predicadores de los evangelios modernos de hoy están en lo correcto

 

Una de las dos opciones, pero si resulta ser todo lo contrario, entonces estos hombres están en lo correcto y los predicadores de evangelios modernos están equivocados. Creo que en una corte judicial, esta lista de testimonios acompañada por la fiabilidad de estos testigos, sería suficiente para comprobar que el caso que presento es muy fuerte, bastante crédulo y muy difícil de refutar, ya que sería necesario presentar una razón que justifique por qué “todos” estarían equivocados.

 

Además, “si la mayoría de cristianos no vacila al usar los libros

y comentarios de estos hombres del ayer, para explicar temas bíblicos

y escribir sermones por la confianza que le asignan a sus interpretaciones, entonces no debe haber una desconfianza cuando se trata de lo que dicen sobre el uso de la ley moral de los 10 mandamientos en el evangelismo para resaltar el pecado”.

 

Espero captar la atención de los Pastores, los Maestros de estudios bíblicos, los evangelistas y a los estudiantes de la teología, en toda Latino América para que evalúen y analicen mi razón por alegar que el evangelio moderno ha reducido el impacto de culpabilidad interna del pecador, al predicar lo que el pecador quiere oír y no lo que dice la Biblia. Si la Biblia confirma lo que proponen estos puntos, entonces es hora de cambiar la manera en cual presentamos el evangelio. Incorporar los 10 Mandamientos al evangelio es un paso simple y necesario para demostrar cómo se transgresa la moralidad, al tener ídolos, mentir, robar matar, etc.,  y demostrar que la persona tiene tendencias pecaminosas.

 

Antes de comenzar, tenemos que estar seguros de “¿qué ley?” hablan estos hombres y remover toda neblina de confusión, y de “¿qué ley?” se habla en el Nuevo Testamento cuando se refiere a los cristianos. Este punto es muy importante y debe ser entendido de forma clara. Un mal entendimiento fatal es el problema primordial y la causa del rechazo del uso de la ley hoy, y no integrarla al evangelio. El resultado ha sido desastroso, al echar la ley moral hacia un lado, se creó un vacío en el mensaje de Dios y por esta negligencia nació el evangelio moderno.

Comencemos paso a paso:

 

Para un Judío, la palabra “ley” tienen varios significados, puede significar el “Torah” (Antiguo Testamento) en su totalidad, también puede significar los primeros 5 libros que conocemos como el “Pentateuco”, o puede significar la ley de Moisés en su totalidad, o la ley moral de los “10 Mandamientos” recibida por un pacto con Dios por Moisés en el Monte Sinaí (Éxodo 20).

 

Les pido que estén atentos a lo siguiente, ya que es la explicación clave para que se pueda entender todo lo siguiente, si no entienden esta explicación, jamás entenderán la diferencia de la ley de cual se habla en el Nuevo Testamento:

Cuando un evangelista se refiere a la ley, se refiere a la “ley moral”.

Clasifiquemos este punto de esta manera:

Judío –> Ley  Ritual/Ceremonial.

Cristiano –> Ley  Moral.

 

Existen 5 razones bíblicas para usar la ley, estas razones son documentadas en la biblia por el apóstol Pablo, un Rabino de la ley que estudio bajo Gamaliel (Hechos 22:3), y escritor de nuevas revelaciones en casi la mitad del Nuevo Testamento. Pablo nos provee la llave para entender que cuando la ley es mencionada en el Nuevo Testamento, y es relacionada con cristianos, la mayoría de las veces se refiere a la ley moral, a menos que sea obvio que solo sea una referencia al Antiguo Testamento.

 

Esto le quita el velo a un misterio, ya que explica por qué la ley es mencionada entre las enseñanzas del Nuevo Pacto, aunque sabemos que somos salvos por fe y no por obras o ritos y ceremonias. La siguiente pregunta nos guiara hacia un buen ejemplo:

 

Si sabemos que Jesús es el autor del Nuevo Pacto,

¿Porque dice lo siguiente?

 

Mateo 5:17-21 RV95  "No penséis que he venido a abolir la Ley o los Profetas;  no he venido a abolir,  sino a cumplir,  (18)  porque de cierto os digo que antes que pasen el cielo y la tierra,  ni una jota ni una tilde pasará de la Ley,  hasta que todo se haya cumplido.  (19) De manera que cualquiera que quebrante uno de estos mandamientos muy pequeños y así enseñe a los hombres,  muy pequeño será llamado en el reino de los cielos;  pero cualquiera que los cumpla y los enseñe,  este será llamado grande en el reino de los cielos

 

¿Porque será una persona llamada pequeño o grande en el reino

de los cielos si la ley no aplica en el Nuevo Testamento?

 

No hay duda que estas palabras de Jesús son para nosotros, ya que solamente los salvos entraran al reino de Dios. La repuesta está en la formula básica que ya hemos aprendido. Si nos acordamos de esta fórmula, podemos interpretar estos pasajes difíciles sin la acostumbrada confusión que introduce la palabra “Ley”. Vamos a revisarla otra vez:

 

Judío –> Ley  Ritual/Ceremonial.

Cristiano –> Ley  Moral. 

 

Pero, para el cristiano esto no debe ser suficiente evidencia y no los culpo. Mi responsabilidad es presentarles toda la evidencia disponible en la Biblia. Siempre enfatizo que debemos exigir toda la evidencia posible, no siendo así, es posible llegar a una conclusión con partes o fragmentos, y es mejor esperar hasta tener suficiente evidencia para llegar a una conclusión lógica. La única ley que sobrevive la transición al Nuevo Pacto reside en la conciencia del ser humano y es observada de forma natural por el cristiano, es decir, que esta ley es la única que coincide con la moralidad de todo cristiano. El cristiano no pecaría al violar un rito o ceremonia, pero pecaría si viola los 10 Mandamientos, y ninguno negaría que no debe tener ídolos, no debe matar, etc.

 

Si examinamos el Sermón del Monte cuidadosamente, por ejemplo Mateo capítulo 5 al 7 (y les recomiendo que tomen el tiempo para hacerlo), notaran que Jesús no enseña de leyes de ritos y ceremonias, sino que los substituye con leyes morales. Si toman el tiempo para escribir una lista de cuales de los 10 mandamientos son relativos a lo que enseña, verán por sí mismo que esto es verdad. Ya que esto es recomendado para hacer un buen estudio, descubrirán también la autoridad mesiánica de Jesús de sustituir lo obsoleto con lo nuevo, al notar las veces que dice:

 

“Oísteis que fue dicho”………………., “Pero yo os digo” 

 

Esto cambia todo, ya que cuando Jesús dice “Pero yo os digo”, entonces se convierte en mandato del Señor y del Nuevo Pacto. Tomando también en cuenta que esto fue dicho a Judíos que sabían que nadie puede cambiar la palabra de Dios. Jesús usa Su autoridad Mesiánica, como El Ungido de Dios (Juan 10:30-38), y hace una exposición de la moralidad que se encuentra en la ley de los 10 Mandamientos.  

 

Vamos a otros ejemplos con lo siguiente en mente que pretendo comprobar:

1. La “Ley Ritual” es para los “Judíos”, la Ley Moral es para el “Mundo Entero”.

2. La “Ley Moral” es para el “Pecador”/ La “Gracia” de Dios para el “Converso”.

3. La “Ley Moral” es para el “Orgulloso” y la “Gracia” es para el “Humilde”.  

Veremos como Jesús usa la ley, y debemos tener la repuesta para la misma pregunta que hice anteriormente:

 

Si sabemos que Jesús es el autor del Nuevo Pacto,

¿porque dice lo siguiente?

 

Mark 10:17-19SSE  Y saliendo él para seguir su camino, vino uno corriendo, e hincando la rodilla delante de él, le preguntó: Maestro bueno, ¿qué haré para poseer la vida eterna?  (18)  Y Jesús le dijo: ¿Por qué me dices bueno? Ninguno hay bueno, sino sólo uno, Dios.  (19)  Los mandamientos sabes: No adulteres. No mates. No hurtes. No digas falso testimonio. No defraudes. Honra a tu padre y a tu madre.

Si sabemos que Jesús es el autor del Nuevo Pacto, ¿Por qué usa la ley para convencer al joven rico que sus posesiones eran su ídolo?

El evangelista no solo debe llevar el mensaje de salvación, también debe formular las preguntas que le indicaran donde se encuentra la persona en ese momento de su vida (vea Modificando el Mensaje).

 

¿Cuál es la condición de este joven?

¿Si conoce la ley, cual es el próximo paso para poseer

la vida eterna que vino buscando de rodillas?

¿Cuál es la percepción en su mente y su corazón?

 

Después de ser expuestos a la ley es que pueden descubrir estas cosas, pero la serie de preguntas comienza con la primera pregunta, ¿Conoces los mandamientos?

 

Describa usted en sus propias palabras lo que usted cree que quiere decir Pablo cuando dice lo siguiente y descubrirá la lógica de mi argumento:

Romanos 7:1 LBLA  ¿Acaso ignoráis, hermanos (pues hablo a los que conocen la ley), que la ley tiene jurisdicción sobre una persona mientras vive?

 

Romanos 7:7 RV95  ¿Qué,  pues,  diremos?  ¿La Ley es pecado?  ¡De ninguna manera!  Pero yo no conocí el pecado sino por la Ley;  y tampoco conocería la codicia,  si la Ley no dijera: "No codiciarás".

Romanos  4:15 RV95 La ley produce ira;  pero donde no hay Ley, tampoco hay transgresión.

 

Romanos 5:13 LBLA  pues antes de la ley había pecado en el mundo, pero el pecado no se imputa cuando no hay ley.

 

Gálatas 3:19 RV95  Entonces,  ¿para qué sirve la Ley?  Fue añadida a causa de las transgresiones,  hasta que viniera la descendencia a quien fue hecha la promesa;  y fue dada por medio de ángeles en manos de un mediador.

Vamos un momento a lo que dice el apóstol Juan:

1Juan 3:4 RV95  Todo aquel que comete pecado, infringe también la Ley,  pues el pecado es infracción de la Ley.

Y vamos un momento a Santiago:

Santiago 2:8-11 RV95  Si en verdad cumplís la Ley suprema, conforme a la Escritura:  "Amarás a tu prójimo como a ti mismo", bien hacéis;  (9)  pero si hacéis acepción de personas,  cometéis pecado y quedáis convictos por la Ley como transgresores, (10)porque cualquiera que guarde toda la Ley,  pero ofenda en un punto, se hace culpable de todos, (11)  pues el que dijo:  "No cometerás adulterio",  también ha dicho:  "No matarás".  Ahora bien,  si no cometes adulterio,  pero matas,  ya te has hecho transgresor de la Ley.

 

Los argumentos que se oponen sobre el uso de la ley en el evangelismo por la razón de que estamos en un Nuevo Pacto son auto refutados por lo que han leído esta este momento, ya que Jesús, Pablo, Juan y Santiago hacen uso de la ley moral para explicar los conceptos teológicos que forman el Nuevo Pacto. Además, si los 10 Mandamientos solo le aplican a los Judíos, ¿por qué dice Pablo en Romanos 3:19 que es para que todo el mundo quede bajo el juicio de Dios?

 

La explicación de Santiago es simple, todo cristiano sabe que es inmoral mentir, robar, codiciar lo ajeno etc. No debemos violar los primeros 4 mandamientos, porque amamos a Dios con todo nuestro corazón, mente y alma y tenemos la ley en nuestro corazón. Tampoco debemos violar los siguientes 6 mandamientos si es que amamos a nuestro prójimo como nos amamos a nosotros mismos. Es obvio que Dios exige justificación perfecta, algo que es totalmente imposible por medio de la ley, así que el que viole solo uno de los mandamientos, igualmente viola toda la ley moral.

 

Las siguientes razones de la función de la ley nos suplen las repuestas a todo lo que quiere decir Pablo en los versículos anteriores, y justifica el uso de la ley, siempre y cuando se use legítimamente según lo que dice el punto 5 en la siguiente lista:

 

1. La ley “cierra la boca” y se acaban las excusas invalidas, Rom 3:19.

2. La ley hace que “todo el mundo” quede bajo el juicio de Dios, Rom 3:19

3. La ley “provee el conocimiento del pecado”, Rom 3:20,Rom 7:7

4. La ley es “un guía (ayo/maestro)” que nos lleva a “Cristo a ser justificados por la fe”, y una vez estamos justificados por fe, ya no necesitamos al ayo (guía/maestro),Gal 3:24-25.

5. La ley es buena, “si se usa legítimamente”, la ley no es puesta para el “justo”, sino para los pecadores, según el glorioso “evangelio del Dios” bienaventurado,1Tim 1:8-11. 

 

Ya que hemos ventilado el humo de controversia y confusión, explicare otra vez porque el “evangelio moderno” es peligroso. Lo que hoy llamamos “evangelio moderno” no es completamente bíblico, es fragmentado, no hay duda de que contiene algunas verdades bíblicas por el uso de versículos y frases, pero no incluye el mensaje completo. Si lo fuera, estos hombres quienes fueron responsable por la revolución protestante durante la historia de la cristianidad y los que apoyaron las doctrinas principales con sus vidas, y tradujeron, editaron y escribieron, los diccionarios, lexicones, concordancias, sermones y comentarios usados por muchos cristianos estudiosos de hoy, estarían todos equivocados.

 

 “No es que el uso de los 10 Mandamientos en el evangelismo es algo nuevo, es que con el tiempo se abandonó por métodos de menos confrontación para que el pecador no se sienta ofendido por

la palabra de Dios”.

 

Pero al tratar de hacer un bien, y diría que con buenas intenciones, han hecho un mal de gran magnitud al omitir todo lo que este asociado con el “pecado”, cual es el punto central de la salvación, ya que es la causa por la necesidad de ser salvo. ¿De qué se salva un pecador? ¿Cuál es la paga del pecado? La palabra de Dios siempre ha sido controversial desde el tiempo de los profetas.

 

Estas 38 citas de 22 hombres cubren una etapa de más de 700 años y solo mencionare las fechas aproximadas de la era en que se hizo la declaración por el autor original. Todas las citas originales son en Ingles y traducidas al Español por mí y me disculpo si aún contienen algunos errores de traducción. Lo importante es saber que existen en archivos y están bien documentadas. Me tomo mucho tiempo coleccionar, editar y traducirlas, e investigar la información adicional de sus ministerios y las eras en cual vivieron. Confió que las encontraran interesantes, especialmente sobre sus perspectivas de los 10 mandamientos en el Nuevo Testamento y en el evangelismo, y al ofrecer mi trabajo a usted, cumplo con mi parte como apologista.

 

John Wycliffe - Teólogo y traductor de la era de los 1300’s, disidente del sistema Católico Romano mucho antes que Martin Lutero, y considerado como el primer hombre en traducir el Nuevo Testamento del Latín al idioma Ingles. Wycliffe murió el 31 de Diciembre de 1384, y el Concilio de Constanza declaró a John Wycliffe culpable de herejía en 1414 y se ordenó quemar sus libros, así como la exhumación de su cuerpo y quemar sus huesos en el 1428, cuyas cenizas serían tiradas al río Swift a su paso por Lutterworth:

El más alto servicio que puede obtener un hombre

en esta tierra es predicar la ley de Dios.”

 

 Martín Lutero - El primer protestante, de la era de los 1500's y el primero en traducir la Biblia de Latín al idioma Alemán.:

El primer deber del predicador del evangelio es declarar la

Ley de Dios y enseñar la naturaleza del pecado.

No podremos ver ni realizar la dolorosa y horrible caída en que nos encontramos, si no fuera por la Ley, y estuviéramos perdidos para siempre, si no fuéramos ayudados a salir de ella a través de Cristo. Así que la Ley y el evangelio son presentados para que aprendamos como culpable somos y hacia donde tenemos que regresar.”

 

Satanás, el dios de disensión, levanta a diario nuevas sectas,

y por último, al cual de todo no había previsto o alguna vez sospechado,

el a levantado una secta que enseña que los hombres no deben ser perturbados por la Ley, sino que debe ser delicadamente exhortado por

la predicación de la Gracia de Cristo.”

 

Durante un sermón predicado en el año 1537, Martín hablo sobre el versículo de Gal 3:24, de usar la ley como maestro para llevar los pecadores a Cristo para ser justificados por fe y dijo: 

Esto es enseñanza y predicación Cristiana, que “alabado sea el Señor”,

presente, y estuviera contento en extinguirla y pisotearla.

Sabemos y conocemos, y es necesario en el presente desarrollarlo más,

pero solo para ofrecer la admonición que se mantenga en la Cristiandad

con toda diligencia. Porque Satanás la atacado duro y fuerte desde el principio hasta el  

 

John Bunyan - Escritor y predicador durante la era de los 1600’s:

El hombre que no conoce la naturaleza de la ley,

no puede conocer la naturaleza del pecado.”

 

Y ciertamente, esta ley es la espada encendida que gira en todas direcciones, si, que se encuentra hasta el día de hoy en el camino hacia el reino, como barrera a todo incrédulo y profesor no santificado. Ellos no pueden sobrepasar la espada con flamas de calor que quema de perfecta justicia eterna. Ella mueve su filo cortante y encendido a la velocidad de un relámpago para tumbar a todo el aquel que transgresa sus preceptos perfectos. Como dice las Escrituras, la espada se asegurara que toda transgresión, recibirá su justa retribución de recompensa, (Heb 2:2).”

 

Matthew Henry - Teólogo y Comentarista Bíblico durante la era de los 1600’s a los 1700's:

Aquí está la Ley de Dios sobre toda las otras leyes, que es una ley espiritual. Otras leyes pueden prohibir las circulaciones e imaginaciones, cuales son traiciones del corazón, pero no presentan percepción, sino por un acto de manifestación, pero la Ley de Dios toma nota de la inequidad guardada en el corazón, aunque no más allá.”

 “Antes de que yo pueda predicar amor, misericordia y gracia,

debo predicar pecado, ley y juicio.

 

John Wesley (17 de junio de 1703 - 2de marzo de 1791) fue un clérigo anglicano y teólogo cristiano británico, nacido en Epworth, Lincolnshire, Inglaterra. A John Wesley junto con su hermano Charles Wesley se les reconoce como importantes predicadores, de cuyas predicaciones se inspiró el Movimiento Metodista inglés, que comenzó cuando adoptó la costumbre de realizar prédicas al aire libre de una manera similar a George Whitefield. Al escribirle a un joven evangelista, John Wesley lo instruye a predicar 90 % ley y 10 % gracia.

 

Mientras grita, ‘O que amor tengo hacia tu Ley’, todo el día es mi estudio de ella. El ve a diario en ese divino espejo, más y más su pecaminosidad. El ve más y más claro, que es completamente pecador en todas cosas, que ni su corazón ni sus maneras son correctas antes de Dios, y que cada momento lo envía hacia Cristo.”

 

“Así que no puedo abstener la Ley por un momento, así como no puedo abstener a Cristo, viendo que quiero mucho que me mantenga en Cristo, como siempre he querido que me lleve hacia Él. Sino así, este incrédulo corazón de maldad, inmediatamente se apartaría del Dios viviente. En verdad cada uno continuamente me envía hacia el otro, la Ley hacia Cristo, y Cristo hacia la Ley.”

 

Solo falta enseñar los usos de la Ley. Y el primer uso sin cuestionar es convencer al mundo del pecado. Por esto se descubre el pecador a sí mismo. Toda hoja de higo es quitada, y se ve en su maldad, pobre y miserable, ciego y desnudo. La Ley resplandece convicción por todos los lados. Se siente así mismo un mero pecador.  No tiene nada que pagar. Su boca se cierra y es culpable antes de Dios. Inmolar al pecador es el primer uso de la Ley, destruir la vida y la fuerza en cual el confía y convencerlo que está muerto aunque aún vive, no solo bajo sentencia de muerte, pero actualmente muerto antes de Dios, vacío de toda vida espiritual, muerto en sus delitos y pecados.

 

 “Es de llevarlo a la vida, hacia Cristo para que pueda vivir. Es verdad, mientras ejecuta estos dos oficios, actúa la parte de severo maestro. Y nos guía con fuerza, en vez de atraer con amor, aun así, el amor es la fuente de todo. Es el espíritu de amor que, por maneras dolorosas, desgarra nuestra confianza en la carne, cual no deja caña de esperanza sin partir, y así constriñe al pecador, desnudo de todo, para gritar en la amargura de su alma y gemir en lo profundo de su corazón, “Yo rindo toda plegaria hacia un lado, Señor estoy condenado, pero tú has muerto”.

Es el método ordinario del Espíritu de Dios

reprender a pecadores por la Ley.

 

Es por esto, que al asentarse en el corazón rompe las piedras en pedazos.  Es especialmente esta parte de la palabra de Dios cual es viva y eficaz, llena de vida y más cortante que toda espada de doble filo.”

 

Jonathan Edwards - Predicador y Teólogo de la era de los 1700’s, aunque su sermón “Pecadores en las manos de un Dios airado” tiene 265 años desde que fue predicado en Enfield, CT en 1741, sigue siendo hasta hoy unos de los sermones clásicos entre los grandes del ayer. Jonathan dice:

 

Ya están bajo la sentencia de condenación hacia el infierno. Ellos no solamente merecen justamente ser arrojados ahí, pero también la sentencia de la ley de Dios,esa eterna e inmutable regla de rectitud que Dios ha puesto fija entre Él y la humanidad, ha salido en contra de ellos y se para contra ellos, para que ya estén atados al infierno. Juan 3:18dice que el que “NO” cree,  ya está condenado.”

 

Así que cada hombre inconverso, apropiadamente pertenece en el infierno, ese es su lugar, es el lugar de donde es, Juan 8:23dice que son de “abajo”. Y ahí está atado, es el lugar donde la justicia, la palabra de Dios, y la sentencia de Suincambiable ley lo ha asignado.”

 

La única manera de saber si estamos en pecado

es conociendo Su Ley moral.

 

George Whitefield - Predicador durante la era de los 1700's:  

Primero entonces, antes de hablarle paz a su corazón,

es necesario que se vea y se sienta y lamente y expongas

sus transgresiones antes la Ley de Dios.”

 

John Newton - Escritor, mejor reconocido como el autor de “Amazing Grace”, murió en 1807, y dijo antes de morir:

La ignorancia de la naturaleza y diseño de la Ley

está en lo más profundo de los errores religiosos.

 

Charles Finney - Considerado en los Estados Unidos como el líder de los avivamientos durante la era de los 1800's, dijo: 

Más que nada, la Ley debe preparar el camino para el evangelio. Sobrepasar esto al instruir las almas, es casi seguro que resultara

en falsa esperanza, la introducción de un falso estándar de

experiencia Cristiana, y llenar la iglesia de falsas conversiones,

el tiempo hará esto claro.”

 

Charles Spurgeon -  Conocido como el “Príncipe de Predicadores” de la era de los 1800's:  

Deben primero ser molidos por la ley

antes de ser revividos por el evangelio.”

La ley corta hacia el centro de la maldad, y revela el asiento

de la enfermedad, y nos informa de la lepra que esta

situada en nuestra profundidad.”

 

Yo no creo que ningún hombre pueda predicar el evangelio que no predique la Ley. Al bajar la Ley baja la luz por cual un hombre percibe su culpabilidad; esto es una perdida para el pecador en lugar de una ganancia; porque disminuye la probabilidad de su convicción y conversión. Diría que has depravado al evangelio de su hábil auxiliar, su arma más poderosa, cuando has puesto a un lado la Ley. Le ha quitado al guía que lleva a los hombres a Cristo. (Gal 3:24-25). Ellos nunca aceptaran gracia hasta que tiemblen ante la justa Ley de Dios. Así que la Ley sirve un propósitonecesario, y no se debe quitar de su lugar.”

 

Dwight Lyman Moody - Predicador y Evangelista de los Estados Unidos de la era de los 1800's, mejor conocido como D. L. Moody y dice de la ley:

Pregunten a Pablo ¿Por qué la Ley fue dada? Y aquí está su repuesta; (Rom 3:19) Pero sabemos que todo lo que la Ley dice,  lo dice a los que están bajo la Ley,  para que toda boca se cierre y todo el mundo quede bajo el juicio de Dios. La ley cierra la boca a todo hombre. Siempre se cuándo un hombre está cerca del reino de Dios; su boca se cierra. Esto entonces es porque Dios nos da la Ley,  para mostrarnos en

nuestros verdaderos colores.”

 

A. B. Earle - Predicador de la era de los 1800’s, dijo:

Yo he descubierto por la larga experiencia que las amenazas severa de la ley de Dios tiene un lugar prominente en guiar a los hombres hacia Cristo. Ellos deben verse perdidos antes de gritar por misericordia.

No escaparan del peligro hasta que no lo vean.”

 

John Charles Ryle - El primer Obispo de Liverpool en Inglaterra nació en el 1816 y murió en el 1900), fuerte apoyador de la escuela de evangelismo, dijo:

 

Las personas jamás levantaran sus rostros decididamente hacia cielo,

y vivirán como peregrinos, hasta que en verdad sientan

que están en peligro del infierno. Vamos a exponer y resonar

los 10 mandamientos, y enseñar lo largo y lo ancho, lo profundo

y lo alto de sus requisitos. Esta es la manera de nuestro

Señor en el sermón del monte.”

 

No podemos hacer mejor que seguir Su plan. Puede que dependeríamos de Él, los hombres nunca vendrán a Jesús, y quedaran con Jesús, y vivirán para Jesús, a menos que en realidad sepan porque han de venir, y cuál es su necesidad. Aquellos a quien el Espíritu atrae hacia Jesús, son aquellos quien el Espíritu a convencido de pecado. Sin convicción completa de pecado, los hombres aparentemente vendrán a Jesús por una temporada, pero pronto se apostaran y regresaran al mundo.”

 

William Booth - El fundador del “Ejército de Salvación”, nació en el 1829 y murió en 1912. Booth le advierte lo siguiente a la Iglesia del futuro y en mi opinión, ya es una profecía cumplida:

 

 “El mayor peligro del siglo 20 será la religión sin el Espíritu Santo,

Cristianidad sin Cristo, perdón sin arrepentimiento,

salvación sin regeneración, políticas sin Dios, y reino sin infierno”.

                                                                                   

Arthur Walkington Pink - mejor conocido como A. W. Pink. Estudioso Bíblico, Evangelista y Pastor de la era de los 1900’s, dijo:

 

 “Así como el mundo no estaba preparado para el Nuevo Testamento, igual que los Judíos no estaban preparados para el ministerio de Cristo hasta que Juan el Bautista va antes de Él clamando el arrepentimiento, igualmente los no salvos, no están en la condición para el evangelio hasta que se les aplique la Ley a sus corazones, porque por la Ley es el conocimiento del pecado. Es una pérdida de tiempo sembrar semilla en tierra que nunca se arado o preparado. Presentar el sacrificio vicarioso de Cristo, a aquellos a quienes su pasión dominante es llena de pecado, es dar lo santo a los perros.

 

Sin la predica de la Ley, el predicador está construyendo una casa que no se mantendrá. Si, él está tirándole polvo a los ojos de las personas, reforzándolos de falsa esperanza. Hasta que no se le dé a la Ley su lugar debido en el pulpito, y es predicada regularmente, claramente, y autoritivamente, el marullo de transgresión que ha sobre barrido esta tierra favorecida y a través de toda las llamadas naciones civilizadas, continuara creciendo más y más. Bien debemos orar, ha llegado tu tiempo de obrar Señor, porque han hecho invalida Tu ley.

 

Clive Stales Lewis -  De la era de los 1900’s, Estudioso Bíblico y Escritor, conocido por sus obras de literatura medieval, por su Apología Cristiana. Una de sus libros favoritos para mi es “Mera Cristianidad” y muchos reconocen mejor sus escrituras de ficción para niños, entre ellas “Las Crónicas de Narnia” y otras que han sido producidas en películas.

Cuando meramente decimos que somos malos, la ira de Dios parece ser una doctrina bárbara, tan pronto percibimos nuestra maldad, parece inevitable, un mero corolario de la bondad de Dios.”

 

Dr. Martin Lloyd Jones - Evangelista y predicador, de la era de los 1900's:

 

El problema con las personas que no están buscando a un Salvador, o la salvación, es que no entienden la naturaleza del pecado. Es la función peculiar de la Ley traer tal entendimiento a la mente y la conciencia del hombre. Es por eso que grandes predicadores evangélicos de 300años atrás durante el tiempo de los puritanos,y hace 200 años durante el tiempo de Whitefield y otros,siempre se comprometían a lo que ellos llamabanel trabajo preliminar de la Ley.”

 

Un evangelio que meramente dice “ven a Jesús” y lo ofrece como un amigo, y ofrece una nueva vida maravillosa, sin convencer de pecado,

“No es Evangelismo del Nuevo Testamento”. La esencia del Evangelismo

es de comenzar con predicar la Ley, y es porque la ley no ha sido predicada que hemos tenido tanto Evangelismo superficial. El verdadero Evangelismo,siempre debe comenzar predicándose la Ley.”

 

A. W. Tozer -  Pastor, Predicador, Autor y Editor de revistas, de la era de los 1900's: dijo:

 “Nadie puede saber la verdadera gracia de Dios,

quien primero no ha conocido el temor de Dios.”

 

John R. Stott - Evangelista, Teólogo y Escritor, de la era de los 1900's, dijo:

No podemos venir a Cristo para ser justificados hasta que primero hemos ido a Moisés para ser condenados, y no debemos quedarnos ahí, debemos dejar que Moisés nos envíe hacia Jesús.”

 

Dr. Billy Graham - El primer evangelista en televisión durante la era de los 1900's al 2000. Comento en el 2005 cuando hubo un debate sobre quitar los 10 Mandamientos de la entrada de la corte suprema de los estados unidos. No hay duda alguna que en sus mejores momentos antes de su enfermedad Billy Graham fue bien conocido como un predicador de la ley.

Hay mucha discusión sobre los diez mandamientos estando

en una corte o en nuestro país, necesitamos mirar hacia

los diez mandamientos, porque ellos nos dan

convicción de nuestros pecados.”

 

En el año 2000, el Teólogo Ingles James Innel Packer dijo:

A menos que veamos nuestros defectos en la luz de la

Ley y la santidad de Dios, no nos veremos cómo pecadores

en ningún momento.”

 

John MacArthur Pastor, Evangelista, Predicador y Escritor, dijo en el Año 2000:

La gracia de Dios no se puede predicar fielmente a los no creyentes hasta que la Ley es predicada y la naturaleza corrupta del hombre es expuesta. Es imposible para una persona realizar completamente su necesidad de la gracia de Dios hasta que vea como terriblemente ha fracasado antes el estándar de la ley de Dios.”

 

La Gracia no tiene significado alguno a la persona que no sabe que es pecadora, y que esa pecaminosidad significa que está separado de Dios y condenado. Es entonces en vano predicar gracia, antes de predicar las imposibles demandas de la Ley y la realidad de la culpabilidad ante Dios. Esto es tan simple como decirle a un paciente que necesita una cura, antes de decirle que está enfermo. ¿Porque quisiera un paciente una cura, si no está convencido primero de que está enfermo? La Ley debe preceder el evangelio, para convencer al pecador de que

necesita al Salvador.”

 

Ray Comfort – Pastor,  evangelista y escritor de Nueva Zelandia y de nuestra era presente y aún muy activo en las calles hasta el día de hoy. Ray Comfort es responsable por regresar el uso de la ley al evangelismo después de haber sido abandonada por décadas. Ray y Kirk Cameron son los fundadores de la escuela de evangelismo “La Manera del Maestro”, donde asistí en el 2002 y serví como moderador del foro de la escuela por 4 años. En el 2011 se habían graduado más de 12,000 estudiantes alrededor del mundo que usan y enseñan el uso de la ley para el conocimiento del pecado.

 

Ray Comfort dice lo siguiente: 

Santos, no estoy hablando de predicar fuego y candela. La predicación de fuego y candela produce conversos llenos de temor. Usar la ley de Dios produce conversos llenos de lágrimas. ¿Por qué llega este? Porque quiere escapar de las llamas del infierno. Pero en su corazón, piensa que Dios es rudo e injusto, porque la ley no fue usada para enseñarle la extrema naturaleza pecaminosa del pecado. No percibe al infierno como su merecido postre, y que lo merece. Pues, no entiende misericordia y gracia, y entonces no tiene la gratitud hacia Dios por su misericordia.”

 

Y como el hombre que sabía que tenía que pasar por la puerta y confrontar las consecuencias de violar la ley de gravedad, y nunca se quitaría su paracaídas porque de él depende su vida. Así el que viene

al Salvador, sabiendo que tiene que confrontar a un Dios santo en

el día de ira, nunca rechaza la justificación de Dios en Cristo,

porque de Él depende su vida.”

 

 Existe una discusión errónea entre los legalistas y los que insinúan que la ley de Dios es abolida, en oposición de lo que dice Jesús en Mateo 5:17-18. Primero perecerá el cielo y la tierra antes que una jota o tilde de la ley. Los legalistas ignoran lo que dice Hebreos 8:13: Al decir  "Nuevo pacto",  ha dado por viejo al primero; y lo que se da por viejo y se envejece está próximo a desaparecer.

 

Hay una gran diferencia entre la palabra “abolida” y la palabra “obsoleta”, una se refiere a una eliminación total y la otra que ya no se utiliza o está fuera de fecha, pero, esto es cierto solo cuando la persona es justificada por Cristo, Pablo escribe en el libro de Galatas lo siguiente:

 

Gal 3:23-25  Y antes de venir la fe, estábamos encerrados bajo la ley, confinados para la fe que había de ser revelada.  (24)  De manera que la ley ha venido a ser nuestro ayo para conducirnos a Cristo, a fin de que seamos justificados por la fe.  (25)  Pero ahora que ha venido la fe, ya no estamos bajo ayo,

 

Pablo dice después de la ascensión de Cristo:

 

Romanos 7:12  De manera que la Ley a la verdad es santa,  y el mandamiento santo,  justo y bueno.

 

La ley moral tiene su función, y según Gálatas 3:24-25, cuando se llega a Cristo por fe, la ley deja de ser un guía para el converso, pero no desaparece para otros que aún no han sido guiados por el ayo. Pablo dice en Romanos 7:1 que la ley continúa teniendo jurisdicción y se enseñorea del hombre mientras vive. No deben faltar piezas del rompe cabezas en nuestra hermenéutica y todos estos versos no se deben ignorar y pasar por alto, si no que debemos ponerlos en la balanza antes de llegar a una conclusión final.

 

También debemos estar seguros que entendemos que cuando en el Nuevo Testamento se habla de la ley en este sentido, se habla de la ley moral de los diez mandamientos y no de alguna ley Judía ritual o ceremonial.

Les recomiendo que examinen todos los versos que se encuentran en esta exposición sobre la ley moral, porque si es verdad que fue abolida, debemos preguntar: ¿Porque entonces se continúa hablando de la ley en forma positiva después de la resurrección y ascensión de Jesús? ¿Porque sigue siendo nuestro guía en Gálatas 3:24-25? ¿Por qué sigue siendo buena si se usa legítimamente en 1Timoteo 1:8-11?

 

Todo esto fue escrito después de la resurrección de Jesús. Al otro lado de la moneda están los que dicen erróneamente que debemos estar bajo la ley Mosaica, pero 1 Timoteo 1:8 dice que la ley es buena, pero solo si se usa legítimamente, porque la ley no es para aquel que ha sido justificado, sino que es exclusivamente para el pecador. Si vamos a Gálatas 3, verso 24 y 25 verán que el uso de la ley es solo para llevarnos hasta la cruz para ser justificados por la fe. Moisés solo llega hasta la cruz y no más allá. El verso 25 nos dice que el que ha sido justificado ya no está bajo el ayo, tutor o maestro.

 

Romanos 3:20 lo siguiente debe estar muy claro:

porque por las obras de la ley ningún ser humano será “justificado” delante de Él; pues por medio de la ley viene el “conocimiento del pecado”. 

 

El único propósito del uso de la ley de los 10 Mandamientos por un evangelista, es para que el pecador tenga “conocimiento de su pecado”. No tiene otro uso práctico más allá de este.

 

Algunos usan el dolor de una persona y las circunstancias desafortunadas de sufrimiento para atraerlas a Dios para buscar una solución. Esto aparenta tener un factor humanitario de compasión, pero estas personas vienen por razones equivocadas y por causa de su desesperación. El concepto del pecado es desviado a favor de una inmediata necesidad, pero Jesús vino a salvar a los necesitados por causa del pecado.

 

 Estas ideas confunden la situación de un pecador con la condición actual del pecador y no difieren entre la causa y el resultado del pecado. Tan pronto la situación mejora, se olvidan de Jesús y su condición sigue igual, porque no entienden que Él entra en un pacto de sangre con la persona por el resto de sus vidas, y siendo así, entonces es un contrato con Dios hasta la muerte, si es que tienen intención de llegar a la meta final.

 

Estos tipos de evangelios solo funcionan en países libres, y por eso no son predicados en Vietnam, India, China, Rusia, Pakistán, Irak, África, etc., donde el que viene al pie de la Cruz, solo viene buscando la salvación, ya que al convertirse, instantáneamente comienza la aflicción y la persecución, y ellos bien lo saben. Estas personas mejoran su condición ante Dios, mientras que a la vez agravan su situación ante el mundo. Proclamarse Cristiano en uno de estos países es firmar su propio certificado de muerte (física), pero ellos lo hacen porque entienden la vida espiritual eterna en el más allá.

  

Asegúrese que lo que sale de su boca es palabra de Dios, y que las promesas de prosperidad y mejoramientos de vida instantánea etc., sean igualmente validas en países libres que en países donde hoy persiguen a nuestros hermanos. No insultes a aquellos que están en grillos y cadenas al predicar lo que para ellos es inalcanzable e imposible.  

Acuérdese que si usted se aleja de lo que dice la palabra de Dios, y se afana a lo que dice el hombre, usted será igualmente culpable por ayudar a cumplir la siguiente profecía:

 

2 Timothy 4:3-5 RV95  pues vendrá tiempo cuando no soportarán la sana doctrina, sino que, teniendo comezón de oír,  se amontonarán maestros conforme a sus propias pasiones,  (4) y apartarán de la verdad el oído y se volverán a las fábulas.  (5)  Pero tú sé sobrio en todo, soporta las aflicciones,  haz obra de evangelista,  cumple tu ministerio.

 

Volver Arriba… 

Temas Teológicos